Viejo camino de las altas cumbres

Inspirada en la traza de la senda que utilizaban caminantes y jinetes, el camino de 90 Km. que une los valles de Punilla y Traslasierra se inició en el año 1915 con cinco a seis metros de ancho, con cientos de curvas que miran a pintorescas y profundas quebradas, pircas de defensa en roca granítica trabajadas artesanalmente y cinco puentes artesanales que manifiestan la calidad técnica del proyecto y del espectacular mimetismo con el paisaje, que se traduce en un bajo impacto paisajístico y ambiental. En 1918 quedó habilitado, y desde entonces las sierras grandes ya no dividieron a dos a córdoba.